categoría

10 de noviembre del 2016

El peso mexicano finalizó la jornada con pérdidas por segunda sesión consecutiva, al reportar una depreciación de 3.95 por ciento o 78.31 centavos, su segundo máximo histórico de cierre.

Banco Base señaló que en lo que va del año, el peso mexicano se ha depreciado en alrededor de 19.89 por ciento, debido a que la moneda nacional es la más líquida de entre las divisas de los países emergentes.

Durante la sesión, las presiones al alza fueron ocasionadas por los comentarios del presidente de la Reserva Federal de St. Louis, James Bullard, quien destacó que en el corto plazo se necesita una única subida en la tasa de fondos federales de Estados Unidos.

La probabilidad implícita de que la Reserva Federal (Fed) aumente la tasa de referencia el próximo 14 de diciembre se encuentra en 84 por ciento, mientras que el mercado considera que el siguiente incremento será de entre 50 y 75 puntos base.

El presidente de la Reserva Federal de Richmond, Jeffrey Lacker, dijo a su vez que la Fed podría incrementar de manera más rápida la tasa de referencia con una reducción de impuestos y un incremento en el gasto público.

Dichas medidas se alinean con las propuestas de gasto en infraestructura del presidente electo Donald Trump por 500 mil millones de dólares, las cuales, según Lacker, impulsarán el crecimiento económico estadounidense, refiere Banco Base.

Al terminar la jornada cambiaria, en instituciones bancarias de la Ciudad de México, el dólar libre se vendió hasta en 20.96 pesos, lo que representó 63 centavos más respecto al cierre previo y se compró en un mínimo de 19.76 pesos.

Fuente/ Notimex